miércoles, 15 de mayo de 2013

Reto belleza real, pero REAL!

Hoy les traigo un reto distinto, de la mano del blog Casi Natural
Se habló de muchas cosas en este reto, la verdad que una más fuerte que la otra. Me parece genial esto de poder abrirnos y ver cuán fuertes y reales son las chicas que hay detrás de cada blog, en cierta forma me dieron un empujoncito para ver que se puede seguir adelante a pesar de todo.

Voy a ir de adentro pa' fuera.

Siempre fui "la tontita" durante mi niñez. Como mi ascendencia paterna es ucraniana soy alta y más bien corpulenta, pero en los años previos al desarrollo de la corpulentez, lo único que tenía era la atura y la flacura.
Todavía recuerdo los apodos que tenía: jirafa, flaca escopeta, etc. Allá, al último de la fila con el pelo enrulado charlando con la única amiguita que tenía (por descarte, porque ella también era "la tontita"), demasiado tímida como para contestar a las cargadas que me hacían.

Hace poco me contaron cosas que yo no recuerdo del todo y me hicieron entender por qué era de perfil tan bajo.
Primero, entré a jardín con 4 años y un cacho más, osea que era demasiado inmadura cuando pasé a primer grado y no estaba lista para ir a clases. Yo quería seguir jugando.
Segundo, cuando yo estaba en jardín mi mamá se accidentó y le tuvieron que operar un brazo. Como no podía hacer nada en casa y estaba muy débil, a mi me llevaron a lo de mi tía por un mes (falté a jardín todo ese tiempo), y aunque no recuerdo nada de ese tiempo, en el momento me afectó bastante.
Pasé a primer grado, era muy distraída, no le daba bola a la maestra.. me llevaron a la psicopedagoga y me preguntaron "¿De qué se preocupan las mujeres?", a lo que yo contesté (a todo esto me lo contaron) "De sus brazos"

Bueno, como iba diciendo, la jirafa del curso.
Recuerdo la existencia de "el grupito", como lo llamábamos, la elite de nenas cool que le chupaban las medias a las maestras, se burlaban de los demás y JAMÁS te hablaban bien si no necesitaban algo.
Muchas veces las elegían en vez de a mi para actuar en las obras escolares, para repartir fotocopias, para lo que sea. Y cómo sufría cuando se formaban equipos en la hora de gimnasia! Siempre al último, siempre preferían a alguien más, siempre era "y bueno, si ella no puede, vos..."

A eso de los 7-8 años tuve que pasar por operaciones de los pies así que falté a clases y, curioso el mundo, fue cuando hice uno de mis primeros amiguitos varones que duró toda la primaria. Desde entonces me llevo muy bien con los hombres y me junto casi exclusivamente con ellos. Abundaron los casos en los que conocí chicas crueles, pero son contados los de chicos así.
Como soy la menor de 4 y única mujer, no me pareció muy raro dejar de buscar nenas con las que jugar. Tengo una sola prima, así que cuando pasé a la secundaria y todas las chicas empezaban a vestirse bien y usar algún brillo de labios, yo seguía en la mía y no le daba bola al estilo.

BOOM! Bullying de secundaria.

Como mencioné más arriba, soy alta y más bien corpulenta. Hacia el fin de la primaria me estaba desarrollando a full y cuando pasé a primer año del secundario ya tenía las tetas que tengo ahora.
Al principio me daba mucha vergüenza y los únicos corpiños que me compraron eran los deportivos, de tela, que no sostenían un carajo (creo que soy 100 de taza, creo), lo peor es que se notaba que no sostenían un carajo y yo iba a un colegio privado en el que tenía que usar camisa/chomba y pollera. De vuelta, yo no le daba bola a mi imagen y no tenía la más remota idea de lo que debería estar usando.
Todavía recuerdo cuando un compañero me dijo: "che, *apodo horrible que no voy a mencionar*, tenés las tetas caídas"
Fue un baldaso de agua fría. Todo estaba relativamente bien y de repente en mi cabeza escuchaba a los fantasmas del pasado "MIRÁ, LA JIRAFA!" "NO SEAS TAN TONTA" "NO SABÉS VESTIRTE" "CADA DÍA VENÍS MÁS FEA AL COLEGIO" y detrás de todo eso tetas caídas, tetas caídas, tetas caídas...
Me compré un corpiño con taza, tuve mi primer novio, y listo. Ya no podía ser la idiota, cierto? Era normal de vuelta.

Bueno, no.

Durante los siguientes años (y hasta el día de hoy) mi estado de ánimo fue un sube y baja. Hacía cosas que me hacían sentir bien, me sacaba buenas notas, reía con un grupo de compañeros... hasta que llegaba EL comentario, EL chiste, LA mirada; todo se iba irremediablemente al carajo y tenía que hacer fuerza para no llorar.
Con el tiempo fue empeorando aún más, hasta que en una época ya no llegaba a estar bien para caer, sino que estaba en el piso, agujereaba la tierra y me hundía más y más profundo.
Hice muchas boludeces en este periodo de tristeza crónica. Fumar, tomar, salir con un mamerto sólo porque se suponía que tenía que tener novio para no sentirme sola, daño hacia mí misma. Juntaba todo esto con situaciones de casa y descargaba todo en mí para ir a llorar hasta quedarme dormida, pero nunca nadie se enteraba porque mi rendimiento en el colegio y las actividades extracurriculares seguían siendo igual de buenas. Necesitaba alguien a quien contarle mis miserias y que odiaba a tanta gente que seguía saludando con una sonrisa.

Mejoré mucho con internet. Fue muy gratificante conocer gente que no tenía nada que ver con los ámbitos en los que me movía todos los días y que no podían juzgarte porque les dijeras "mirá, siento que mi vida es una mierda aunque parezca que me vaya bien".

No quiero hacerlo mucho más extenso, pero a donde noté un cambio real fue cuando entré a la facultad.
El plan era hacer medicina, incluso fui a un cursillo durante todo el año que hice el último de la secundaria para prepararme para entrar.
La cuestión es que me di cuenta que odiaba la biología y me fui a anotar a Ciencias Químicas por impulso y me quedé con eso a pesar de que todo el mundo esperaba que yo fuese médica (y se enojaron por ello)
Por otro lado, mi familia es muy cristiana y tuve que comerme toda la infancia yendo a actividades de la iglesia todos los fines de semana, y fue en esta época también que corté con eso y le dejé muy clara mi postura a mi familia (y también se enojaron por ello)
Como no me había preparado mucho para Cs Químicas, no entré al primer intento, sino a mediados de año e hice materias relleno la segunda mitad del año, por lo que prácticamente perdí un año y mi edad se sincronizó (por fin) con el nivel de educación que estaba recibiendo.

Todavía me pasa eso de subir y bajar en estado de ánimo. A veces salgo de casa chocha de la vida, se me pasa el colectivo y el día califica automáticamente como "de mierda".
Me pasa que veo problemas donde no hay, que me siento juzgada y señalada cuando alguien que me mira casualmente se estaba sonriendo.
Me pasa que hay días en los que me siento muy mal y necesito ir a fumar o tomar algo (no lo hago, aprendí a no hacerle caso a esos impulsos)

Pero la diferencia está en que ahora tengo con quien contar. Ahora sé a quiénes acudir cuando estoy mal, cuando creo que mi maquillaje es una mierda, o mis tetas demasiado afectadas por la gravedad. Tengo amigos de verdad, y no sólo amigas por descarte.
La verdad es que soy muy frágil y prácticamente inestable. Este blog es el primer proyecto que me dura tanto tiempo, y la relación en la que estoy es la más sana y feliz que jamás pude imaginar. Este año lloré de felicidad por primera vez en mi vida.

Y además de todo eso, me pone muy bien tener un espacio para hacer y decir cosas de chicas, y contar con ustedes es algo inmenso que no sé si lograrán entender del todo.

Un beso enorme y gracias por llegar hasta acá =)

10 comentarios:

  1. los niños con MUY forros. No todos, pero la mayoría :P
    Che, yo nací en julio, así que siempre soy más grande que todos, y es una reverenda mierda. Soy distraída igual y el primer tiempo de la primaria no le daba bola a la maestra, tampoco jaja
    Bueno, estabas rodeada de forros, qué suerte que ya pasó! yo también anduve con un imbécil porque me sentía sola ja, es lo peor que se puede hacer, pero bueno.. así nos lo hacen ver!
    Así que me parece re genial que hayas logrado rodearte de gente buena y sobre todo que tengas una relación de pareja sana! no todos tienen esa posibilidad, y es reeeeeeeee importante.
    Y bueno, me identifico mucho con todo lo de la primaria :'( jaja fue muy triste esa época... por suerte eran solo 4-5 horas al día :P

    ResponderEliminar
  2. Qué lindos estos post para conocer un poco más quién está del otro lado...
    Y uno se siente que no es sapo de otro pozo... que del otro lado hay gente que tiene problemas como uno, que no todo es color de rosa siempre... y se da cuenta que hay que estar en los zapatos del otro para poder juzgar o decir algo...

    Me encantó leerte...
    Besos Nohe!

    ResponderEliminar
  3. Siempre me junto con dos amigas que tengo desde jardin de infantes, y siempre recordamos lo masl que nos hicieron todos estos hijos de puta a los que les tenemos que decir "compañeros". Nosotras tres eramos el grupito de las feas, el grupito que nunca besó a nadie y las que no llevaban a pollera del uniforme doblada ala cintura para mostrar el orto.
    Eramos las buenas, las que no le haciamos nada malo a nadie, y aun asi, aca estamos, recordando lo mal que nos hicieron ellos, y descubriendo que varios problemas de autoestima actuales se engendraron ahi, en el colegio.
    Nosotras lo estamos superando, y hasta nos podemos reir de esas pibas y pibes que nos atormentaban, porque en comparación, nosotras logramos mil millones de cosas mas y ellos siguen estancados es su frivolidad sin conseguir trabajo, sin poder independizarse de sus padres o sin poder tener crios a troche y moche.
    Ahí tienen bullies, quien se rie ahora? :P
    jajaja


    "When you're down, the only way you can go is up"

    ResponderEliminar
  4. Te entiendo y comprendo totalmente, es increible lo crueles que pueden ser los compañeros de colegio,sobre todo teniendo que convivir con ellos tantas horas, tantos dias, tantos años, y a veces las cargadas no terminan hasta que terminas el secundario, es increible como nos marcan esas cosas, y como lastima que el que no jode a nadie es al que terminan jodiendo!
    Lo de salgo chocha y pasa el colectivo y tengo un dia de mierda, me pasa seguido, es parte de aguantar las cosas no?hacemos un mundo de algo porque nos cuesta enfrentar lo que realmente nos pasa, la "cuestion de fondo"
    Me alegra mucho, de verdad, que ahora tengas con quien contar, que de a poco las cosas vayan siempre mejorando!
    Un abrazooo

    ResponderEliminar
  5. ahhh que identificada con tu post, a mi me pasaba exactamente igual con el tema del bullying, cómo puede ser? a quien le hice mal? a nadie
    Pero la sociedad es como el cuerpo humano, trata de eliminar lo q le resulta extraño
    Internet me ayudó mucho porque con el tema del anonimato y que no conocieran mi cara, pude animarme a expresarme y me cambio mucho para bien :)
    Con respecto a los tarados del colegio, estoy en la cuenta regresiva para los 30 y todavía estoy superando esos traumas y boludeces. Y NO LOS QUIERO VOLVER A VER EN LA VIDA (eso sí tal como ellos me tienen a mi en el face yo los tengo a ellos, somos mujeres y tenemos q chusmear que es de la vida de los demas para saber que tan bien estamos a comparacion :P)

    bueno nada eso... te mando un abrazo enorme!!!

    ResponderEliminar
  6. yo tambien era la "boludita" en la primaria.
    la tipica gordita loser que creia que era amiga de las chicas por hablarse ocasionalmente (y cuando necesitaban algo de mi, je). Todas eran tan falsas que les arrancaria las cejas XD jajaja pero ya paso(??
    Igualmente despues en secundaria, cuando estaba volviendo a pasarme que te dejan de lado porque conocen a otra piba mas "buena onda" salio mi yo actual: Caracter de mierda, no dejo pasar una y te trato como me tratas. Asi me respetaron y respete a quien lo merecia jajaja
    Tengo pocos amigos pero que me quieren enserio. Mis amigos varones me ven como un cachito mas de la manada y eso me encanta ^^
    Me alegro que tu vida haya mejorado y que hayas podido aprender de lo ocurrido. Los pibes son muy muy crueles, y siempre duele cuando somos chicas u.u
    Beso!

    ResponderEliminar
  7. Ay nena :( Yo pase una primaria (ty secundaria) muy dificil tambien
    No quise subir este reto en mi blog, pero si lei todos los de ustedes y la verdad me senti identificada con muchos (como con vos) y horrorizada con otros!
    Me alegro que ahora tengas con quien contar, eso es lo principal. De que sirven la vida si no hay con quien compartirla!
    Un beso giganteee
    http://www.classyandfabulous.com.ar

    ResponderEliminar
  8. noheeeeeeeeeeeeeeeeee
    ojala nos hubieramos conocido de chicas, seguro hubieramos hecho un buen equipo contra todos esos bullies!!! y como le decia a srita lugosi, habrá sido una mierda, pero me juego a que ahora nosotras somos MUUUUCHO más copadas que todas esas pibitas insulsas "populares" y apestosas y los pendejitos agrandados!!!

    ResponderEliminar
  9. El colegio es terrible, yo tambien tuve problemas, mas que nada los primeros años, despues hice mi grupo y no le daba bola a los demas xD
    Tampoco los volvería a ver, ni aunque me pagaran, igual no viví un ambiente tan denso ya adolescente la verdad que hacia la mía. debe ser re duro, lo que yo no logro entender es de donde niños sacan esa mala onda cuando otros son lo mas ingenuos del mundo :S

    ResponderEliminar
  10. La mejor solución para las tetas caídas (lo digo por experiencia, en un par de años voy a estar haciendo jueguito con las rodillas como maradona, y desde el primer día fuern así) es un buen corpiño. Pasate por algún lado que venda Triumph, Maidenform o Perlea, ellos tienen diferentes talles de taza y espalda y si bien son caros duran un montón, hay varios outlets y la diferencia tanto en apariencia como en comodidad es impresionante.

    ResponderEliminar